Hummus Sapiens

Blog sobre Historia de la gastronomía, la cocina y la alimentación

Gastronomía de Alemania, más que salchichas (y patatas)

Los alemanes son esos señores altos, con grandes tripitas y escaso gusto para vestir, que viven en Alemania. La gastronomía ayuda a entender el por qué de su altura y sus tripitas, pero no nos ofrece ninguna respuesta para saber qué lleva a los alemanes a ponerse las sandalias con calcetines. La abundancia de proteínas de su cocina -rendida al consumo de carne- explica el asunto de la talla, mientras que su desmedida afición a la cerveza aclara de dónde procede el volumen de sus barrigas. La gastronomía alemana está dominada por unos tópicos que, casi siempre, tienen mucho de verdad. Ahora que muchos españolitos están siguiendo los pasos del Alfredo Landa de “Vente Alemania, Pepe”, no está de más que repasemos estos lugares comunes para que seamos conscientes de lo que nos espera al llegar.

chucrut pure patatas

Salchichas, puré de patatas y chucrut: la postal más típica de Alemania.

Tópico nº1: Más cantidad que variedad
Alguien en Alemania debió pensar hace tiempo que la falta de originalidad en los fogones tendría al menos que ser suplida por raciones desbordantes. Y es que la gastronomía alemana parece diseñada por un quinceañero: platos rebosantes, dominio absoluto de la carne, y el maravilloso mundo de las verduras reducido a las patatas y el repollo del chucrut. Vale, puede que el repollo no se encuentre en la lista de favoritos de ningún adolescente, pero su sabor en el chucrut está tan transformado por meses de maceración que casi podemos considerarlo como un plato no elaborado con esta verdura. Si al trío cerdo-patatas-repollo incorporas las mil especialidades de pan que hornean los alemanes, ya tienes casi completo el cuadro de la gastronomía germana. Riégalo todo con cerveza, y solo te falta empezar a declinar en alemán para ser como ellos.

Tópico nº2: Una cocina poco original que copia la de sus vecinos
El ansia por expandir sus fronteras ha convertido a los alemanes en unos vecinos algo incordiantes. ¡Por algo decía Woody Allen que le entraban ganas de invadir Polonia cuando escuchaba música de Wagner! Sin embargo, en términos culinarios es Alemania quien ha sido conquistada por los países de su alrededor. En el norte se aprecia la influencia polaca en las contundentes sopas espesas, así la impronta de la tradición escandinava en las carnes y pescados ahumados. El oeste comparte muchos rasgos con la cocina centroeuropea, mientras que el sur rinde homenaje a la gastronomía austriaca con el wiener schnitzel -escalope vienés-, los platos de caza, la repostería o los vinos. En las últimas décadas, los alemanes han acogido con entusiasmo los ingredientes y recetas de las comunidades inmigrantes turcas y griegas recién llegadas. ¡El döner kebab nació en Alemania! El resultado final es que en grandes ciudades como Berlín puede resultar más sencillo comer en un italiano, un  turco o un vietnamita que en un restaurante propiamente alemán.

Además de salchichas, los alemanes aprovechan la carne de cerdo para elaborar morcillas y salazones.

Además de salchichas, los alemanes aprovechan la carne de cerdo para elaborar morcillas y salazones.

Tópico nº3: El cerdo, kaiser de Alemania
Este tópico no encierra ninguna consigna republicana, sino una verdad como un templo: los alemanes adoran la carne de cerdo. En ningún rincón del planeta se hacen mejores salchichas que en Alemania. La variedad es apabullante, e incluye salchichas tan conocidas como la bratwurst -que puede llevar algo de ternera-, la frankfurter o la wiener, robada a sus vecinos austriacos. Claro que, en el pecado llevan la penitencia, porque los estadounidenses se apropiaron de estas salchichas y de los filetes de carne picada de Hamburgo para crear los perritos calientes y la hamburguesa. ¡Quien roba a un ladrón, cien años de perdón! Pero no creáis que el reinado del cerdo se acaba en las salchichas, porque también es el protagonista de otros platos populares como el codillo -especialidad de Baviera-, los jamones y chuletas de Sajonia, o las albóndigas, típicas de Berlín.

Alemania - Pan de centeno

Pan de centeno, el preferido de los alemanes.

Tópico nº4: Para los vegetarianos, pan, patatas y repollo
Puede que los alemanes no sean los reyes de la imaginación a la hora de pasar por la cocina, pero las cosas cambian cuando se trata de preparar pan. ¡La variedad es tan abrumadora como la de sus salchichas! Es muy común encontrar semillas enteras -como lino, girasol o calabaza- en el interior del pan o como cobertura. Los cereales más utilizados son el trigo, el centeno y la cebada, ¡aunque el principal destino de ésta es la cervecería! Los platos de verduras son, en cambio, mucho más reducidos. Como los polacos o los rusos, los alemanes no pueden concebir una comida que no utilice patatas en alguna de sus múltiples modalidades: fritas, asadas, en forma de puré, en sopa…. Todo vale con tal de aprovechar una de las pocas verduras capaces de soportar el gélido invierno alemán. Y, como vimos recientemente al hablar de la comida eslovena, ¿qué otra verdura tan versátil como la patata puede aguantar los rigores del clima germano? Ponte un 10 si has pensado en el repollo, con el que los alemanes -y franceses, y polacos, y…- preparan su famoso chucrut.

Si no tienes plan para el mes que viene, apunta: oktoberfest.

Si no tienes plan para el mes que viene, apunta: oktoberfest.

Tópico nº5: De beber, solo cerveza
No podemos acabar este recorrido por la gastronomía alemana sin mencionar su pasión por la cerveza, compartida con otros países europeos como Bélgica o Chequia. Como con el pan o las salchichas, los alemanes pueden presumir de una gran variedad de cervezas, entre las que destacan las rubias -ligeras y frescas, de tipo pilsen-, las tostadas o las weissenbier, elaboradas con trigo. Sin embargo, los alemanes no solo cuentan con la cerveza para llenar sus vasos. A pesar de la crudeza del invierno germano, ciertas zonas del suroeste en torno al Rin disfrutan de un verano suficientemente caluroso como para producir vinos excelentes, con la afamada uva riesling como actriz principal de sus aclamados blancos. Con esta variedad se elaboran también los vinos de hielo, en los que se deja madurar las uvas en las cepas largo tiempo para poder recogerlas en una noche de invierno en la que la temperatura no supere los -7ºC. Las uvas se prensan casi de inmediato. Como los cristales de hielo quedan retenidos, se obtiene un jugo muy concentrado y con alto contenido en azúcares por la maduración de los frutos. Suena maravilloso, ¿no? Pues ten cuidado, porque es posible que el precio de estos vinos de hielo te dejé, literalmente, helado.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Información

Esta entrada fue publicada en 12 septiembre, 2013 por en Alemania, Culinaria y etiquetada con , , , , , , , , , , .

Categorías

septiembre 2013
L M X J V S D
« Ago   Oct »
 1
2345678
9101112131415
16171819202122
23242526272829
30  

Enter your email address to follow this blog and receive notifications of new posts by email.

El Jardín de Punt

Nuestra guía de Restaurantes

La Gastrorredactora

Periodista y copywriter especializada en gastronomía y restauración

ConDosCucharas.com

Recetas de cocina, aprende a cocinar paso a paso.

The Language of Food

Blog sobre Historia de la gastronomía, la cocina y la alimentación

Hummus Sapiens

Blog sobre Historia de la gastronomía, la cocina y la alimentación

Blog sobre Historia de la gastronomía, la cocina y la alimentación

Entre libros y pucheros

Blog sobre Historia de la gastronomía, la cocina y la alimentación

La Barriga del Glotón

“Comer y respirar es lo único que hacemos desde que nacemos” (Ferran Adriá)

Mi Culinaria

Blog sobre el arte de guisar en nuestro pequeño planeta. Cocina internacional de los cinco continentes.

Un lugar donde comer bien con presupuesto ajustado

Restaurantes económicos de calidad en Madrid, recetas, artículos y mucho más

Gastronoming

Cocina, recetas, vino, gastronomía, bebidas, ingredientes, uvas, alimentos...

Natalia Penchas

Cocina y fotografía

Xabi Likes Chocolate

Cocina y repostería saludable, fotografía y más.

Cocina sana con Ernest Subirana

Blog de cocina donde encontraréis recetas y recomendaciones para una vida saludable

Bocados de cultura

La gastronomía, con otros ingredientes

A %d blogueros les gusta esto: